El buen pastor va delante de sus ovejas

La palabra

Evangelio según san Juan, 10,1-10

«Les aseguro que el que no entra por la puerta en el corral de las ovejas, sino que salta por otro lado, es un ladrón y un asaltante. El que entra por la puerta es el pastor de las ovejas. El guardián le abre y las ovejas escuchan su voz. Él llama a las suyas por su nombre y las hace salir. Cuando las ha sacado a todas, va delante de ellas y las ovejas lo siguen, porque conocen su voz. Nunca seguirán a un extraño, sino que huirán de él, porque no conocen su voz». Jesús les hizo esta comparación, pero ellos no comprendieron lo que les quería decir. Entonces Jesús prosiguió: «Les aseguro que yo soy la puerta de las ovejas. Todos aquellos que han venido antes de mí son ladrones y asaltantes, pero las ovejas no los han escuchado. Yo soy la puerta. El que entra por mí se salvará; podrá entrar y salir, y encontrará su alimento. El ladrón no viene sino para robar, matar y destruir. Pero yo he venido para que las ovejas tengan Vida, y la tengan en abundancia».

La escucha

Todo este pedacito de evangelio tiene un contrapunto entre dos actitudes: las del pastor que ama y cuida a las ovejas y, por el contrario, las del ladrón y asaltante a quien no le interesa el rebaño.

El pastor va de frente («entra por la puerta»), no se esconde, conduce («va delante»), las conoce por su individualidad, las hace crecer en libertad («podrán entrar y salir»), alimenta, da Vida.

El ladrón y asaltante «salta por otro lado», es decir, invade la vida de sus ovejas y las masifica, no las conoce. Roba, mata y destruye lo que hay de vida en las ovejas del pastor.

La vida

No es demasiado difícil descubrir en la vida de cada día los modos de actuar de los pastores de nuestras comunidades cristianas y los de quienes son responsables sociales y/o políticos en nuestra sociedad. Algunos -tanto pastores como dirigentes- viven para su pueblo y otros -pastores y dirigentes- se sirven de él para sus propios intereses.

Quienes conducen al pueblo -porque lo aman de verdad- no le andan con trampas ni con medias verdades. Se dan a conocer, no invaden su conciencia sino que le dan suficientes herramientas para vivir en libertad y dignidad.

Por el contrario, quienes se abusan de la bondad de la gente la terminan lastimando, quitándole la paz que Jesús les da y llenándolas de temor y desconfianza.

La oración

Santa Rita querida,

Hoy damos comienzo a la novena para ponernos en tus manos

y para que vos nos pongas en las manos de Jesús.

Te pedimos por este pueblo cristiano que quiere crecer en libertad:

gracias por darle pastores de corazón grande

y cuidalo de los malos pastores y de quienes quieren lastimarlo.

Pedile al Padre de Jesús pastores según su corazón

para que haya paz entre sus hijos

y que nadie tenga que mendigar dignidad y calidad de vida.

Amén.

3 Comentarios

  1. martin

    Las actitudes de los pastores aveces son ambiguas. Santa RIta te pedimos que nos ayudes a combatir el doblez , el nuestro como ovejitas para no ofender mas a Jesus y a orar por los pastores que en su debilidad matan la vida y la verdad. JESUS BUEN PASTOR AYUDANOS

  2. Marisa Noemi del Carmen Acuña

    En este tiempo de vida de caminar y de andar ,El señor se acerca desde lo mas sensible la «voz»,que nos llama,nos ayuda a reconocerlo y se da conocer,despertando los demas sentidos,con total libertad y confianza ; nos da tiempo y espera para poder reconocerlo y seguirlo.
    Señor Te pido por nuestros pastores puedan atraves de sus voces nos sigan acercando a Ti señor💞

  3. Mariangela

    Como Iglesia queremos seguir al Pastor bello, que no conoce otro poder que el de SERVIR, otra violencia que la de AMAR, Otra riqueza que la de DONAR, otra victoria que la de PERDONAR….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *